apocrypha73: (Thorin Oakenshield)
[personal profile] apocrypha73
Me prometí a mí misma que este año iba a actualizar más a menudo en livejournal, pero hasta ahora estoy fracasando estrepitosamente. Así que he decidido que ya era hora de darme a mí misma una colleja y sacar el plumero para limpiar el polvo acumulado en mi elejota. Por lo menos para que parezca que estoy intentando cumplir los propósitos que hice en nochevieja.

Por eso, voy a empezar felicitando por su cumpleaños a una persona adorable, inteligente y maravillosa como es [livejournal.com profile] ancary. ¡Muchos besos, guapa! Espero que hayas pasado un gran día, y que el año venga estupendo para ti.

Y, aunque sólo por eso ya valía la pena hacer una entrada, lo suyo es que, ya puestos, aproveche para hablar de algo más. Y resulta que vengo con ganas de hablar de Tolkien (consecuencia directa de haber estado muy metida en el fandom de El Hobbit últimamente; las que me veis por tumblr ya lo sabéis). De Tolkien, de las películas de Peter Jackson y de las quejas de los más puristas.


Si no me equivoco, la mayoría de la gente que frecuenta este livejournal tiene dos cosas en común: sois mujeres y os encanta leer tanto como a mí. Y quien dice leer dice ver series y películas también. En general, nos apasiona que nos cuenten historias. Transportarnos a mundos imposibles, vivir otras vidas aunque sea sólo en nuestra imaginación. Por eso, estoy segura de que estáis más que familiarizadas con cierta sensación incómoda que la mayoría de los hombres desconocen.

Tienes diez, o doce, o quince años, estás viendo Star Wars por primera vez y estás alucinando con la princesa Leia. Desde el primer momento en que aparece en escena sabes que quieres ser como ella cuando seas mayor: valiente, desafiante, lista, con carácter. Te da igual que sea la única mujer en toda la película, porque de todos modos la habrías escogido a ella para identificarte. Que los chicos escojan entre Luke o Han Solo si quieren, tú no necesitas más. Porque Leia está a la altura de cualquier personaje masculino en esta película: participa en las misiones, no se limita a ser la damisela en apuros que espera a que el héroe la rescate. La tratan como a una igual.

Y entonces, cuando menos te lo esperas, la ves encadenada a Jabba el Hutt con un bikini de metal mientras sus amigos son conducidos a la guarida del todopoderoso Sarlacc. Porque a los personajes masculinos se los "castiga" con la muerte (y lo pongo entre comillas porque es un castigo falso, una muerte que nunca va a llegar porque son los protagonistas, y esa seguridad la tenemos en todo momento; ASOIAF no cuenta porque es la excepción que confirma la regla), pero a las mujeres se las castiga con la humillación y/o con la agresión sexual (y ese castigo, queridos niños y niñas, sí que llega y sí que es real).

No hay escapatoria. Sea cual sea el mundo imaginario en el que se desarrolle la historia, por muy fantasiosas que sean las reglas del juego, hay un detalle que nunca falla y es el hecho de que existe un tipo de violencia distinta, específica para las mujeres, que se añade a la violencia general que puede sufrir un personaje. Un personaje femenino puede resultar herido o muerto igual que uno masculino, pero las mujeres además corren el riesgo de ser violadas, reducidas a objetos sexuales, menospreciadas en función de su sexo, etc. etc. Los autores justifican esa violencia en la idea de que tienen que hacer que su historia sea "verosímil", porque por lo visto podemos imaginar un mundo en el que los dragones existan y tengan poderes mágicos, pero un mundo sin violaciones ya es irse a la parra.

Y tú sigues leyendo, y viendo películas, porque ¿qué otra cosa vas a hacer? Y esas ideas se van asentando en tu cabeza, poco a poco, libro a libro y cómic a cómic, hasta que tú misma empiezas a asumir que eso es lo normal. Que como mujer que eres, la amenaza de la violencia sexual es algo con lo que tienes que convivir, porque es impensable que sea de otra forma. Si tienes suerte, te rescatará el héroe antes de que te pase nada, pero no sin que antes te hayas visto convenientemente indefensa durante un rato.

Un hombre puede escapar de la realidad sumergiéndose en un libro o en una película. Una mujer no. O al menos, no del todo. Te van a seguir sexualizando en la ficción igual que en la vida real.

La única excepción, al menos que yo sepa, es la Tierra Media (si acaso Narnia también, pero prefiero limitarme a hablar de la obra de Tolkien que la conozco mejor). Si el Concilio Blanco la hubiera fastidiado en Dol Guldur y hubieran sido capturados por el Nigromante y su ejército, a nadie se le habría ocurrido vestir a Galadriel de esclava sexy mientras Gandalf, Elrond y Saruman eran condenados a muerte, ¿verdad que no? Es ridículo, impensable. Es tan absurdo que da risa. Esas cosas simplemente no ocurren en la Tierra Media.

Tolkien escribió muy pocos personajes femeninos en El Hobbit y en El Señor de los Anillos, eso es cierto, pero los pocos que hay son tratados con respeto y dignidad en todo momento. Galadriel es el ser más antiguo de la Tierra Media y, casi seguro, el más poderoso. De Eowyn no creo que haga falta decir nada, me parece que su arco argumental habla por sí mismo (quizá me fastidia un poco que al final se "domestique" cuando se casa con Faramir, pero sigue siendo grandiosa de todas formas). Arwen, por mucho que haya gente que diga que lo único que hace en todo el libro es bordar un estandarte, en realidad hace algo muchísimo más importante: elige renunciar a su inmortalidad y nadie, ni siquiera su padre, se plantea la posibilidad de prohibírselo "por su propio bien". Si no creéis que esto es importante, es que no habéis estado prestando mucha atención a la cultura popular que ha producido este siglo nuestro, por no hablar de la que se producía cuando este buen señor escribió sus libros. ¿Con cuánta frecuencia veis que un personaje femenino tome una decisión así de radical sin que luego venga un hombre a salvarla de sus propios errores (sin contar con su opinión, por supuesto)?

Luego están otros detalles, como por ejemplo este pequeño fragmento de los Apéndices en el que Tolkien habla de las mujeres enanas:

"Dijo Gimli que hay pocas mujeres entre los enanos, probablemente no más que un tercio de toda la población (...). Esta escasez de mujeres es lo que hace que el pueblo de los Enanos crezca con tanta lentitud, y que se sientan en peligro cuando no tienen  morada segura. Porque los Enanos toman sólo una esposa o marido en el término de sus vidas, y son extremadamente celosos, como en todo lo que atañe a sus derechos. El número de los enanos varones que se casan es en realidad menor a un tercio del total. Porque no todas las mujeres toman marido: algunas no lo desean; otras desean al que no pueden tener, y por tanto, no aceptan a ningún otro." (El énfasis es mío).

¿Os dais cuenta de lo que significa esto? Nosotros, los seres humanos, a pesar de que vivimos en un mundo superpoblado, todavía no hemos conseguido eliminar del todo el estigma que se asocia a las mujeres solteras y/o sin hijos. Sin embargo, en la sociedad enana, en la que apenas nacen niños y las mujeres escasean, no parece que ellas reciban ninguna presión social para casarse y ser madres. Esto implica que, si deciden no casarse, nadie las ridiculiza ni las llama solteronas. Nadie asume que están solteras porque no han conseguido a alguien que las quiera. Nadie les dice "dale una oportunidad a ese enano tan majo, aunque no sea el que a ti te gusta; a lo mejor llegas a quererle cuando le conozcas mejor, y siempre será preferible a estar sola". Nadie les martillea en la cabeza desde niñas el concepto de que el día más feliz de su vida será el de su boda. Nadie las valora por el número de hijos que sean capaces de parir. No sé qué opinaréis vosotras, pero a mí esto me parece la releche. Francamente, nuestra sociedad podría aprender unas cuantas cosas de la imaginación del profesor Tolkien. Nos vendría muy bien.

Y por último pero no menos importante: cuando hay violencia, el peligro que afrontan las mujeres es el mismo que los hombres, ni más ni menos. Si una partida de orcos o de hombres salvajes arrasa una aldea de Rohan, ni siquiera se insinúa la posibilidad de que a las mujeres les hagan algo distinto que a los hombres. Porque eso que a otros autores les resulta impensable, que es imaginar un mundo sin violencia sexual, Tolkien ya lo hizo hace más de sesenta años.

Por eso precisamente es una tragedia que haya esa escasez de personajes femeninos en su obra. Porque pienso en niñas como mi hija, que a lo mejor nunca se animará a leer El Hobbit a menos que yo le insista mucho, simplemente porque no hay un sólo personaje con el que se pueda identificar de lleno. Pero sí que ha visto las películas, y os prometo que la mirada que había en sus ojos mientras veía a Tauriel disparar flechas y cargarse orcos no tiene precio. Quién sabe, a lo mejor gracias a eso leerá los libros algún día, con lo que también podrá disfrutar de ese mundo en el que a las chicas no les ponen un bikini de metal para exhibirlas como trofeos.

Por eso defiendo con uñas y dientes la creación del personaje de Tauriel o la ampliación del papel de Arwen en las películas. Porque esos cambios con respecto al libro, que tanto fastidian a algunos, pueden suponer una enorme diferencia para muchas niñas: la diferencia entre salir del cine pidiéndole a los Reyes Magos un arco y flechas de juguete, o salir del cine con otro pequeño refuerzo más a la idea que le han estado machacando desde que nació, de que su principal misión en la vida es ser guapa y adornar el mundo de los hombres.

Y, dicho sea de paso, si alguien que lea esto se considera purista y está indignado con esos cambios, yo le pediría por favor que me permitiera plantearle un par de preguntas.

La primera es que, si realmente te molesta que Peter Jackson & co. se inventen personajes, ¿por qué sólo te escucho quejarte de Tauriel y no de Lindir?

La segunda es que, si te indigna que se le dé a un personaje un papel más amplio en las películas del que tiene en los libros, ¿por qué sólo te escucho quejarte de Arwen y no de Azog? ¿De verdad te molesta más la presencia de una mujer que la de un orco?

No, en serio, por favor. Humildemente te lo pido: analiza tus motivaciones. Creo que te hace falta.

En resumen, y retomando el hilo de lo que decía antes, quiero que quede clara una cosa: mi deseo (y el de mucha gente) de ver más personajes femeninos en la Tierra Media no es, en absoluto, una crítica. Ni tampoco pretende ser una falta de respeto. No se trata de decir "lo que Tolkien escribió es machista y hay que corregirlo". Todo lo contrario. Tolkien ideó uno de los poquísimos mundos de fantasía carentes de misoginia de los que disponemos en nuestra cultura moderna, y eso es tan maravilloso que me gustaría llevar flores a su tumba para agradecérselo. Por mucho que adore la cantidad y variedad de personajes femeninos que escribe G.R.R. Martin, no pondría un pie en Poniente ni muerta. Tendrías que llevarme a rastras hasta allí, y mis uñas dejarían diez surcos en el suelo tan profundos como las huellas que mis botas dejarían en tu cara. Ahora bien, dime dónde está el portal hacia la Tierra Media y me verás saltando por él en cero coma dos. Así es como amo ese mundo.

Lo que intento decir es que no queremos cambiar lo que Tolkien creó. Sólo queremos que nos dejen participar.

¿Tan malo es eso?
From:
Anonymous( )Anonymous This account has disabled anonymous posting.
OpenID( )OpenID You can comment on this post while signed in with an account from many other sites, once you have confirmed your email address. Sign in using OpenID.
User
Account name:
Password:
If you don't have an account you can create one now.
Subject:
HTML doesn't work in the subject.

Message:

 
Notice: This account is set to log the IP addresses of everyone who comments.
Links will be displayed as unclickable URLs to help prevent spam.

Profile

apocrypha73: (Default)
apocrypha73

May 2017

S M T W T F S
 1 23456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031   

Most Popular Tags

Style Credit

Expand Cut Tags

No cut tags
Page generated Sep. 20th, 2017 04:38 pm
Powered by Dreamwidth Studios